Radio Novak en VIVO

logo obispo ctissera05Una verdadera fiesta de la fe vivió la Diócesis de Quilmes en torno a la imagen del santo Cura Brochero. Fue este domingo 12 de marzo, día en que se llevó adelante la IV Peregrinación Brocheriana a Pie, bajo las palabras del cura gaucho: “Es preciso, hermanos, que trabajemos unidos para abrirnos camino”.
Desde temprano, los fieles se fueron acercando a la esquina de Mitre y Rivadavia, en el centro de Quilmes, a la Catedral Inmaculada Concepción. Luego de las palabras de bienvenida y de la bendición del Padre Obispo Carlos José Tissera, un inmenso grupo partió a las 7:30, bajo un espectacular cielo celeste y un tibio sol que comenzaba a entibiar el día.
Alrededor de las 9 de la mañana, los peregrinos llegaron al Parque de la Ciudad Jorge Novak, en Quilmes Oeste, en donde realizaron su primer descanso.
Pasadas las 10:30, la columna de más de mil peregrinos, encabezados por un carro que llevaba las imágenes de la Virgen de Luján y del Cura Brochero, llegaron a su segundo descanso: la parroquia Nuestra Señora del Perpetuo Socorro de Quilmes Oeste. De allí, ya se encaminaron por la avenida Calchaquí, sobre la cual anduvieron unos 10 kilómetros.
La última parada para descansar, beber agua o mate cocido, y comer alguna fruta u otro alimento liviano se realizó pasadas las 12 del mediodía en la Plaza del Mate, ya en el partido de Florencio Varela. Sin duda, el clima acompañó el largo recorrido: frente al intenso sol del mediodía, el viento fresco ayudó a apalear el calor.
Vale destacar que en todos los descansos, cientos de voluntarios se organizaron para recibir a los peregrinos, no solo atendiéndolos en las dolencias físicas o con algún refresco, sino también para animarlos a través de música, bailes y otras manifestaciones artísticas.
La llegada a la casa de ejercicios espirituales Cura Brochero, en la ciudad de Bosques –punto de meta de esta peregrinación–, fue alrededor de las 15. Allí ya los esperaban un centenar de personas que por diversos motivos no pudieron peregrinar, pero que quisieron estar presentes para recibir a la imagen del cura gaucho y a los miles de peregrinos que la fueron acompañando a pie. Allí, el Pbro. Lucio Carvalho Rodrigues, director de la casa Cura Brochero, presidió la misa, acompañado por sacerdotes y diáconos, varios de los cuales también peregrinaron a pie.
Si bien esta caminata de 17 kilómetros implicó un desafíos físico importante, especialmente en muchos que se largaron a caminar sin preparación previa, los peregrinos manifestaban que el principal incentivo para dar cada paso era la fe. De esta manera, la diócesis de Quilmes llevó adelante una nueva edición de la Peregrinación Brocheriana a Pie, la primera que se realiza con el Cura Brochero declarado santo.

Se pueden ver fotos de la IV Peregrinación Brocheriana a Pie en la página de Facebook de la Diócesis de Quilmes: https://www.facebook.com/diocesisquilmes/