Saludo por el Día del Periodista 2018 

Queridos hermanos periodistas y comunicadores:
 
A poco de volver a celebrar el Día del Periodista quiero compartir con ustedes dos cuestiones vinculadas a la comunicación de nuestra Iglesia diocesana.
 
Por un lado, retomar algunas palabras del Papa Francisco, del mensaje para la 52° Jornada Mundial de las Comunicaciones Sociales 2018 celebrada hace pocas semanas. En él, el Papa nos dice: “En el proyecto de Dios, la comunicación humana es una modalidad esencial para vivir la comunión.” Y nos recuerda: “Pero el hombre, si sigue su propio egoísmo orgulloso, puede también hacer un mal uso de la facultad de comunicar, como muestran desde el principio los episodios bíblicos de Caín y Abel, y de la Torre de Babel (cf. Gn 4,1-16; 11,1-9). La alteración de la verdad es el síntoma típico de tal distorsión, tanto en el plano individual como en el colectivo. Por el contrario, en la fidelidad a la lógica de Dios, la comunicación se convierte en lugar para expresar la propia responsabilidad en la búsqueda de la verdad y en la construcción del bien”.
 
Refiriéndose a la fake news, el Papa Francisco nos interpela: “Ninguno de nosotros puede eximirse de la responsabilidad de hacer frente a estas falsedades. No es tarea fácil, porque la desinformación se basa frecuentemente en discursos heterogéneos, intencionadamente evasivos y sutilmente engañosos, y se sirve a veces de mecanismos refinados. Por eso, son loables las iniciativas educativas que permiten aprender a leer y valorar el contexto comunicativo, y enseñan a no ser divulgadores inconscientes de la desinformación, sino activos en su desvelamiento...”
 
Inspirado en este mensaje del Santo Padre, valoro el trabajo apasionante y sacrificado que hacen cotidianamente los periodistas y les hago llegar para este Día del Periodista mi saludo fraterno y mi deseo de que siempre puedan trabajar en libertad, siendo servidores ejemplares de la verdad, de la igualdad, de la dignidad y de la vida, para el bien de toda nuestra gente.
 
Por otro lado, quiero contarles que, desde este mes, la secretaría de comunicación y la oficina de prensa del Obispado de Quilmes será asumida por Lucas Mirabet, ya que su hermano Nicolás –a quienes ustedes conocen desde hace muchos años por su trabajo en la comunicación de la diócesis–dejará estas labores para asumir una oportunidad de crecimiento profesional en la editorial donde trabaja también hace tiempo.
 
Quiero agradecer el trabajo profesional que en todos estos años ha realizado Nicolás Mirabet con nosotros, junto a un equipo de colaboradores. Pongo en manos de Dios su futuro desarrollo profesional. Asimismo, quiero darle la bienvenida a Lucas Mirabet, un joven comunicador profesional y docente, quien desempeñó diversas tareas vinculadas a la comunicación en la Iglesia. A él le auguro un gran desempeño, siempre guiado por María, la Madre de Jesús.
 
Rezo por ellos y por cada uno de ustedes y de sus familias.
 
¡FELIZ DÍA DEL PERIODISTA!
 
Fraternalmente
 

+ Carlos José Tissera
Obispo de Quilmes